Jorge Rodríguez

Alcaldía

28.oct.2014 / 09:26 pm / 1 Comentario

Caracas, 28 de octubre 2014.- El sonar de los timbales, charrasca, maracas y trompetas fueron algunos de los instrumentos que se apoderaron de los espacios del Museo del Teclado, ubicado en Parque Central, para desarrollar la Conferencia-Concierto “La Salsa como Idioma Universal y Sentimiento”.

La actividad que inició cerca de las 3:30 pm y culminó dos horas más tarde, recibió en la tarima principal al Profesor David Osorio y el grupo Platinum Son, gremio que ha venido desarrollando el género de la salsa desde hace años atrás y que además puso a bailar a todos los presentes con diferentes temas musicales, tales como: “Son de la Loma”, de la Orquesta Aragon de Cuba; “Ariel”, interpretada por la Billo Frómeta; y la reconocida pieza “Moliendo Café”, compuesta en 1958 por el músico Hugo Blanco, solo por citar algunos.

Imagen de previsualización de YouTube

Simultáneamente, el encuentro sirvió para abordar la historia del ritmo caribeño; como también los instrumentos básicos que deben ser utilizados para la interpretación del compas, el aspecto social de la figura del músico interprete, la influencia de los medios de comunicación social durante la difusión de la salsa, y los aportes para el rescate, expansión y promoción del baile latino.

En este sentido, David Osorio, director de la Orquesta Platinum Venezuela, consideró oportuno explicar que la terminología salsa proviene de la nomenclatura son que emerge en la República de Cuba. “De allí también se derivo una serie de ritmos que con el paso de los años fue venerando a la salsa, cuyo término no comparto, pues considero que el género se ha convertido en algo muy comercial”.

“La salsa a evolucionado en tecnología, ritmos e instrumentos, pero he podido observar que el género se está perdiendo en la actual generación (…) ya casi no lo quieren escuchar porque existe una mayor penetración hacia otros ritmos bailables por parte de los medios de comunicación”, agregó el también investigador de los géneros latinoamericanos.


Por otra parte, se mostró agradecido con el pueblo caraqueño que decidió acercarse a las instalaciones del Museo del Teclado para disfrutar de la Conferencia – Concierto “La Salsa como Idioma Universal y Sentimiento”, pues a su juicio, las citadinas y citadinos se mostraron “cálidos y cariñosos”.

El evento también contó con la presencia de jóvenes que rondaban entre los 10 y 12 años de edad, adolescentes y adultos mayores, lo que produjo cierta masificación cultural en el lugar.

Es por ello que Ana María Canetacio, habitante de la parroquia Santa Teresa y quien además asistió al evento en compañía de sus familiares, aplaudió la actividad celebrada para el sano esparcimiento de todas y todos, pues consideró que ayudan a mejorar el acervo que puede tener la comunidad.

No obstante, Mayerlin Lara, persona que hace vida en la parroquia La Candelaria, también se mostró feliz por la realización de la conferencia-concierto y aseguró que sus expectativas fueron cumplidas en un su totalidad.


Es importante mencionar que la actividad alabada estuvo enmarcada en el Día Municipal de la Salsa, celebrado cada 5 de octubre, según el decreto realizado en el año 2009 por el Alcalde de Caracas, Jorge Rodríguez, para reconocer el talento criollo que viene cultivando la salsa en las 22 parroquias del Municipio Bolivariano Libertador.

 

Comentarios

29.dic.2014 10:10 pm
pedro espinoza vocalista que participo en dicho evento (------) dijo:

me pareció muy muy edifican te debemos conocer el genero que ejecutamos lamentablemente hube de ausentarme por clases universitarias felicito a david por este trabajo

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.