Jorge Rodríguez

Campaña

6.oct.2008 / 04:10 pm / 1 Comentario

Encuentro del Candidato a la Alcaldía de Libertador por el PSUV, Jorge Rodríguez y Oriol Bohigas. arquitecto catalán.

¿Cuáles son los retos que plantea la transformación de una ciudad como Caracas?, ¿Cuáles los actores, métodos e instrumentos que permitan que los propósitos de cambio se conviertan en realidades concretas y oportunas las urgentes necesidades de nuestra ciudad? ¿Es acaso posible superar las inequidades propias de la ciudad capitalista? ¿Cuáles son las tareas que se nos plantean en la construcción de una ciudad socialista?

Para abordar estos y otros temas, Jorge Rodríguez, candidato a la alcaldía del Municipio Libertador del PSUV, convocó un encuentro el día de ayer con los reconocidos arquitectos catalanes Oriol Bohigas y Beth Galí responsables en buena medida de las transformaciones urbanas que han hecho de Barcelona, España, una referencia urbanística, no exenta de polémicas, a nivel mundial. Bohigas (Barcelona, 1925), quien posee una reconocida trayectoria académica, formó parte, de la izquierda intelectual que enfrentó desde el ámbito cultural a la dictadura franquista. Ya en democracia, fue delegado de urbanismo en los gobiernos de los alcaldes socialistas Narcis Serra y Pascual Maragall una labor por la que se le reconoce como el artífice de la Barcelona Olímpica. Además, Bohigas es, junto a sus socios David Mackay y Joseph Martorell (MBM arquitectes) autor de numerosas y reconocidas edificaciones tanto en España como en otras ciudades europeas.


El encuentro contó con la participación de arquitectos venezolanos de varias generaciones entre quienes estaban Fruto Vivas, Alejandro López, Juan Pedro Posani, Paula Posani que aportaron la visión local acerca de los retos concretos que en materia urbanística enfrentará Rodríguez al resultar electo. Además, asistieron distintos luchadores por el hábitat, representantes de comité de tierra urbana como Andrés Antillano y Héctor Rangel

Conocer de primera mano los procesos que produjeron la profunda transformación urbana que ha vivido Barcelona desde la llegada de la democracia en 1976, permitió de inmediato reconocer los puntos de encuentro y diferencia entre la capital catalana y Caracas. Esta primera aproximación sirvió para concluir de manera unánime que las respuestas no son reproducibles de un lugar a otro, “no es posible importar soluciones”, hizo saber el profesor Juan Pedro Posani, quien advirtió la necesidad de prestar atención a las particularidades de cada lugar, como la manera correcta de dar respuesta a las demandas de nuestras ciudades.

Esta defensa por lo local, por lo acotado, sirvió para que Bohigas realizara en nuestra ciudad su proverbial llamado de atención sobre la necesidad de superar la visión de los grandes planes urbanos, inoperantes y anónimos, en favor de las intervenciones de pequeña escala que permitan, según sus palabras, “la participación real de las personas”, y así la transformación ajustada a las necesidades especificas de cada zona de la ciudad. Una metodología que Galí define como una red de acciones urbanísticas, que permite que las transformaciones avancen de forma orgánica en la trama de la ciudad existente permitiendo además el trabajo en paralelo desde distintos flancos y escalas, generando soluciones palpables en plazos de tiempo cortos.

El encuentro sirvió además para debatir acerca de como en los últimos tiempos y a lo largo de todo el mundo, los procesos de transformación y mejora urbanística han traído consigo, beneficios a la especulación inmobiliaria, convirtiéndose en nuestro país, en un mecanismo de transferencia de la renta petrolera a los latifundistas urbanos quienes, mediante el control del mercado inmobiliario, llegan a ser los principales beneficiarios de la acción transformadora del estado. Esto explica, en palabras de Jorge Rodríguez, algunas distorsiones urbanas de nuestra ciudad en la cual, “el engordamiento” de terrenos hace que junto a importantes infraestructuras de servicio como la Avenida Libertador, se encuentren terrenos subutilizados o con usos fuera de conformidad, terrenos que permitirían resolver en buena medida, la demanda de suelo para vivienda y equipamiento, ambos aspectos críticos de nuestra ciudad. Esta realidad, cuya solución está más allá del ámbito de la operación urbana tradicional, puso en evidencia la necesidad de regulaciones en el uso del suelo urbano que favorezcan el acceso a la ciudad de las grandes mayorías, tradicionalmente excluidas por la acción especuladora de los mercados.

La construcción de un hábitat urbano justo, que solvente las grandes deudas que hemos heredado de la ciudad capitalista, exige una concepción integral en cuya estructuración participen comunidades, instituciones y profesionales. Este encuentro, que se cuenta entre los tantos organizados con otros colectivos y comunidades populares por el comando de campaña de Jorge Rodríguez, apunta en la dirección del debate necesario, de la construcción de ideas que habrán de guiar las tareas del gobierno revolucionario del Municipio Libertador.



 

Comentarios

20.feb.2013 11:30 am
Mikoung (Canadá) dijo:

Bones!!! ja veig lo be9 que vos ho vareu passar.Este deda esuvte en la I Maratf3n del PN Llevant. Que9 como pode9is suponer, la segunda parte (domingo) la tuvimos, como vosotros, pasada por agua.A ver si la prf3xima puedo unirme al grupo Col.lectiu. Espero que si.Saludos

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.