Jorge Rodríguez

Alcaldía / Gestión

19.jun.2015 / 06:47 pm / Haga un comentario

Caracas, 19 de Junio del 2015.- Detrás del bloque 21 de Casalta 1 de Propatria, yace una loma que durante años estuvo llena de basura, escombros, maleza y debido a las fuertes lluvias que han azotado a la ciudad capital en los últimos tiempos, hizo que el terreno cediera y se fuera abajo, tapiando escaleras e impidiendo que los habitantes de la comunidad Río H del sector La Silsa pudieran transitar por ella para llegar de forma más directa a la vía más cercana.

Ahora los habitantes de esta parte de la parroquia Sucre han podido ver como la Alcaldía de Caracas, la Gran Misión Barrio Nuevo Barrio Tricolor (Gmbnbt) y los residentes de la comunidad Río H, vaciaban concreto para la construcción de dos muros de concreto armado y dos pantallas atirantadas que acabarán está problemática que amenaza a varias familias de la zona.

Imagen de previsualización de YouTube

La supervisora de obras de la sala técnica del Corredor Catia Sur de la Gmbnbt, Ana González, dijo que la institución de la que forma parte tiene una gran expectativa con la obra debido a que la conforman 150 metros que hacen que sea de gran magnitud. “Esperamos estabilizar estos terrenos haciendo posible la protección de los habitantes de La Silsa”.

Acotó que se espera que en un mediano plazo, el lugar pueda ser transformado en su totalidad para el beneficio de todas y todos, a su vez, agradeció que los habitantes de la Comunidad Río H apoyen de manera constante la labor que ellos emprenden con el firme objetivo de mejorarles las condiciones de vida.

Una de las que más seguimiento y control le ha dado a ésta problemática es Arelis de Ochoa, quien durante 56 años ha vivido en La Silsa. “Los vecinos venían y echaban escombros y basura en esta loma. Con las lluvias se cayó todo eso y se convirtió en un trauma para todos nosotros durante mucho tiempo. Desde hoy (viernes) esa espera terminó”, reconoció.

Además el proyecto maneja la realización, en un principio, de los dos muros y las dos pantallas. El resto de la obra se espera que nazca de las iniciativas y propuestas que los mismos residentes de la zona aportarán para que el lugar sea como ellos esperan.

Dilsy Cedeño vive junto a sus padres en el tercer callejón del sector Río H del Primer Plan de La Silsa, y es una de las que aplaude que sean los mismos lugareños quienes “ideen” lo que será este espacio que dentro de muy poco tiempo, tendrá utilidad social.

Cedeño, rememoró como estaba el espacio, justo antes de que empiece ese cambio de transformación. “Ese lugar siempre ha sido un montarral de tierra donde la misma comunidad se encargó de botar escombros y poco a poco ir rellenando hasta que el mismo llegó hasta el tope, convirtiéndolo en un barranco. En un mediano plazo, se que este lugar tendrá otra cara”, cerró.

Instó a que se apoye en todo momento a las personas que trabajan en el proyecto y que a partir de ahora, todas faciliten ideas que puedan convertir el espacio en un lugar distinto, único dentro de la parroquia Sucre.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.