Jorge Rodríguez

Gestión

2.mar.2012 / 07:27 pm


La actividad fue organizada por la editorial de la Defensoría del Pueblo en conjunto con la Alcaldía de Caracas y otros entes gubernamentales

La actividad fue organizada por la editorial de la Defensoría del Pueblo en conjunto con la Alcaldía de Caracas y otros entes gubernamentales

Caracas, 02 de marzo de 2012.- Del 27 de febrero al 3 de marzo, la Plaza Bolívar de Caracas fue el lugar escogido por la Defensoría del Pueblo, para llevar a cabo la expoventa de libros denominada “Semana de los Derechos Humanos”, donde los caraqueños y caraqueñas podrán adquirir, a precios económicos, textos vinculados a la defensa del ser humano, así como otros tópicos.
La actividad fue organizada por la editorial de la Defensoría del Pueblo en conjunto con la Alcaldía de Caracas, a través de la Fundación para la Cultura y las Artes (Fundarte), el Banco Central de Venezuela (BCV), la Red de Librerías del Sur, entre otras instituciones.
El Coordinador del Fondo Editorial Fundarte, Kelvin Malavé, expresó que Fundarte aceptó la invitación para aprovechar la oportunidad y promover el libro “27F Poesía, Memoria y Revolución”, el cual habla de manera idílica sobre los sucesos que ocurrieron en esa importante data.
Asimismo, señaló que Fundarte asistió con otros títulos para apoyar la iniciativa propuesta por la Defensoría del Pueblo y exhibir la “literatura de alta calidad que tiene nuestra editorial”.
“Hemos estado aquí durante esta semana, desde las 10 de la mañana hasta las 5 de la tarde, distribuyendo, vendiendo y promocionando todos nuestros textos a los ciudadanos que circulan por este espacio público”, acotó Malavé.
Kelvin Malavé, dijo que los precios de los textos de la red Fundarte oscilan entre los 10 y 35 bolívares. “Son accesibles y las personas que les gusta la literatura conseguirán textos maravillosos”.
Anunció que la Alcaldía de Caracas participará en la Feria Internacional del Libro de Venezuela (Filven), donde presentará nuevos títulos realizados a finales de 2011 y principio de 2012.
“Es importante que la gente habite y tome todos estos espacios recuperados y más en aquellos donde se hace cultura (…) La convivencia es fundamental entre y más con las actividades ofrece la revolución”, articuló Malavé.
Por su parte, Teresa Rangel, visitante de la feria, señaló que es bueno que se lleve la literatura a la calle, para que los ciudadanos y ciudadanas lean y conozcan más de los literatos de la revolución.
Añadió que los libros que compró sobre Derechos Humanos los debatirá con su comunidad, debido a que realizan actividades en conjunto para analizar diversos temas. “Los niños, niñas y adolescentes deben conocer más sobre los Derechos Humanos y lo importante de conocerlos”, enfatizó Rangel.