Jorge Rodríguez

Gestión

14.abr.2010 / 11:59 am

El mandatario nacional instó a los milicianos a “salir a dar la vida si hubiera que darla por la revolución bolivariana, por el pueblo venezolano, por el proceso socialista”

Caraqueñas y caraqueños acompañaron al presidente

Caraqueñas y caraqueños acompañaron al presidente

Caracas, 13 de abril de 2010.- La Alcaldía de Caracas junto al pueblo revolucionario y combativo, acompañó al presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez, a la juramentación de más de 35 mil milicianos que prometieron defender a la nación y continuar la lucha para desterrar el capitalismo y darle paso definitivo al socialismo.

“Estoy entregado de lleno a esta batalla hasta el último día de mi vida; hasta que me lleven a la tumba; mientras tanto aquí estaré de pie entregado al pueblo, a la patria socialista, a la construcción de la patria nueva”. Indicó.

Asimismo, el jefe de Estado lamentó la muerte de venezolanos durante los días 11, 12 y 13 de abril de 2002, pero destacó que “ese golpe de Estado fascista activó las fuerzas contenidas en el seno del pueblo y de las Fuerzas Armadas”.

De igual forma, el presidente Chávez tocó el tema sobre las críticas que ha hecho el gobierno de Estados Unidos a nuestro país por estar creando una presunta carrera armamentista en la región, “Hay que tener cinismo para decir esto, sobre todo que lo digan los voceros del imperio yanqui (…) Imperio que un día se acabará y desaparecerá de la faz de la tierra”.

En este sentido, enfatizó que la conciencia y la unión nacional son las armas con las que contamos para continuar derrotando los ataques del imperio y a la burguesía criolla.

Con respecto a las próximas elecciones parlamentarias del mes de septiembre, Chávez, aseguró que los planes contrarrevolucionarios siguen en marcha y exhortó al pueblo venezolano a apoyar a los candidatos a diputados del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), de manera que se pueda acelerar las transformaciones en el país y consolidar la revolución.

Estas declaraciones fueron dadas por el presidente Chávez en un acto cívico militar, efectuado en la avenida Bolívar de la ciudad capital.